Trucos para aprender las tablas de multiplicar
Una de las primeras cosas que te enseñan en la escuela son las tablas de multiplicar, es algo a lo que todos los estudiantes se deben enfrentar de forma obligatoria a partir del segundo curso de Primaria. Aprendérselas de memoria es bastante aburrido y a muchos niños les cuesta horrores. Por eso, para motivar al alumno y hacer más ameno su aprendizaje, se pueden utilizar distintos recursos, juegos y aplicaciones que ayudan a aprender, repasar y practicar de una forma diferente y no tan monótona.

La mayoría de los niños recurren a la memoria para aprender las tablas de multiplicación. Es sin duda la mejor vía. Sin embargo, además de ser aburrida, en ocasiones falla. Los expertos educativos, especialmente los tutores en matemáticas, aconsejan mucho repaso y mucha práctica para afianzar bien las tablas en la mente de los escolares, algo de vital importancia en cursos superiores.

Otras estrategias muy recomendables para agilizar el calculo mental son las siguientes:

– Secuencia numérica: consiste en escribir en una columna los números del 0 al 9 y a la derecha de estos números, la misma secuencia pero al revés, del 9 al 0. El resultado es la tabla del 9 completa.
– Aprender con rimas y canciones: algunos de los resultados de las tablas son más fáciles de aprender porque surge una rima al pronunciarlos, como 5×5=25, 6×4=24 o 6×6=36.
– Par o impar: Existe una regla muy sencilla que nunca falla: Par x Par = Par, Par x Impar = Par e Impar x Impar = Impar.
– Propiedad conmutativa: hay que explicar a los niños desde el principio en qué consiste la propiedad conmutativa, es decir que el orden de los factores no altera el producto. Da lo mismo 2×4 que 4×2.